ARMARIOS CONSERVADORES Y ABATIDORES PARAHeladería

LA FUERZA DEL FRÍO PARA CONSERVAR EL GUSTO Y LA CONSISTENCIA

La preparación de un excelente helado es un arte en el que encontramos la unión entre ingredientes de calidad y el cuidado para cada fase del proceso de fabricación. Sin embargo, una vez hecho, necesita una conservación adecuada para que conserve sus propiedades, así como el sabor y la cremosidad.

Los equipos de helados profesionales de Polaris tienen en cuenta la particularidad del producto al que están destinados y están diseñados y desarrollados para facilitar el trabajo de quienes trabajan en este sector.

LÍNEA CONSERVADORES PARA HELADERÍA

Específicamente estudiados para usarse en los laboratorios de las heladerías, los armarios refrigerados de la línea Crema permiten que el helado se conserve correctamente a temperaturas adecuadas sin cambios bruscos de temperatura o la formación de hielo que podrían comprometer su estructura. La sonda higroscópica, el gas R290 y el grosor de la puerta de 85 mm son solo algunas de las características que hemos decidido introducir en Polaris porque le permiten mantener un control óptimo de sus productos.

Los armarios Crema también están equipados con I.O.T. 4.0 («Internet of things 4.0»): puede conectarse a la nube con su dispositivo móvil (teléfono inteligente o tableta) y controlar el funcionamiento del armario de forma remota.

Descubra los conservadores para heladería

ABATIDORES PROFESIONALES PARA HELADERÍAS

Con los años, el abatidor de temperatura ha encontrado su espacio en el ramo de las heladerías gracias a su capacidad de preservar el volumen inicial del producto a lo largo del tiempo. El helado es una mezcla fabulosa de ingredientes ingeniosamente montada con la adición de oxígeno. Una vez salida del mantecador, sin reducir la temperatura, el producto podría «desinflarse» en unas pocas horas, perdiendo volumen de venta. Con la gama de abatidores Polaris podemos crear lo que en la jerga se llama «enfriamiento de la corteza», es decir, llevar la temperatura del helado a -15 °C en la superficie expuesta de la bandeja.

Descubra los abatidores Polaris

De hecho, este proceso captura el producto cerrando sus poros y evitando la fuga de aire y la formación de macro cristales de hielo. Las mezclas de helado también se pueden mantecar con el proceso de pasteurización: primero proceda con la baja pasteurización a 65 °C, durante 30 minutos, seguido de un enfriamiento rápido a +3 °C. Gracias a la función de cocción a baja temperatura, también puede complementar su surtido adornando sus creaciones con la fruta poché.